Estafilococia

Porcroller

Estafilococia

 

Por Gonzalo Vergara

El microorganismo que provoca la enfermedad suele estar presente en casi todos los aviarios y es causada por el Staphylococcus aureus, siendo las cepas coagulapositivas las que originan los procesos más graves. La suciedad, hacinamiento y humedad, unidos a factores de “stress”, favorecen la enfermedad.

Se puede presentar en forma aguda o crónica, adopta una u otra opción, según se den los siguientes factores:

1º) Virulencia del microorganismo estafilocócico.

2º) Cantidad de microorganismos que invadan el torrente sanguíneo.

3º) Estado sanitario del criadero.

Aunque es una enfermedad infecciosa, no se propaga con demasiada rapidez, siendo la forma crónica la más común, localizándose la enfermedad en las membranas sinoviales, por regla general.

TRANSMISIÓN: La infección puede realizarse desde el primer día de vida, debido a la transmisión del huevo ya contaminado. También puede producirse a través de heridas en la piel o derivadas por picaduras de insectos, e incluso heridas producidas al anillar a los pichones.

SÍNTOMAS:

Forma aguda (Septicemia): La enfermedad suele ser grave, en pocos días los canarios afectados presentan depresión e hinchazon de las articulaciones, se muestran reacios a moverse y si lo hacen da la impresión de sufrir “Ataxia” y que les resulta doloroso, pueden aparecer lesiones hemorrágicas en la piel, de aspecto gangrenoso, principalmente en las extremidades, produciéndose la septicemia, mostrando hígado, bazo y riñones congestionados e hinchados.

Forma crónica: Produce inflamación de las articulaciones y tendovaginitis, suelen formarse abscesos, normalmente a partir de heridas que se infectan por estafilococos, las zonas inflamadas de las articulaciones se endurecen, produciendo un hinchazón, lo que les ocasiona una cierta pérdida de movilidad.

La única forma de detectar el microorganismo es el aislamiento del germen de las articulaciones afectadas o de la sangre del ave enferma.

PROFILAXIS:

Evitar posibles lesiones producidas por objetos de corte o punzantes en el interior de la jaula, que puedan dañar al ave, así como tener el mayor cuidado posible durante el proceso de anillamiento.

TRATAMIENTO:

Normalmente los mejores resultados (reducción de enfermedad) se logran con fármacos derivados de eritromicina y cloranfenicol, también la novobiocina, tetraciclina y sulfonamidas, dan resultados satisfactorios.

vet02

Sobre el autor

croller administrator

Deja un comentario